104 menores en Huachuraba sufren de desnutrición, muchos dependen de

0
95

En la comuna de Huechuraba el 5,4 % de los escolares sufre desnutrición. Lo anterior según cifras de la Junaeb, y además indican que la comuna presenta la cifra más alta de la Región Metropolitana.

Para mitigar esto varios ciudadanos se han organizado para hacer ollas comunes y solidarias. Asimismo se han preocupado por el aumento en la desnutrición de los niños.

“Escuchar desnutrición es fuerte, pero no me sorprende. Con la organización de las ollas comunes he visto realidades muy fuertes. Incluso hemos decidido regalar mercadería a familias. Por ejemplo, si una familia está con problemas económicos, le hacemos una caja con productos y la llevamos”, contó Alejandro Ahumada, dirigente de una agrupación que realiza ollas comunes en Huechuraba.

Muchas personas basan su alimentación casi en totalmente en la ayuda que brinda la olla común. Tal es el caso de María José y sus tres hijos.

“El desayuno sería una taza de té con pan. A veces vamos variando dependiendo de los alimentos que me entreguen en la caja de mercadería. La cena es exactamente igual”, explicó María José Ahumada.

Para esta joven madre este año ha sido un completo desafío alimentar a sus hijos de manera balanceada.

“Comer sano en este país es demasiado caro, por eso uno opta por lo que hay. La gente más pobre es la que peor come. Debemos decir que es un privilegio tener una olla común o tener un plato de comida en tu hogar”, relató María José.

Huechuraba muestra problemas en el aprendizaje escolar

Los números son crudos y para el 2020 existían 104 niños desnutridos en la comuna tres veces más que el año 2019. Según junaeb a nivel nacional hay 19.095 escolares aquejados de aquella situación.

“La desnutrición afecta en el desarrollo cerebral. Por lo tanto, a un escolar le impactará directamente en el aprendizaje y el rendimiento escolar. Por otra parte, se puede producir la desnutrición y anemia”, explicó la nutrióloga Ximena Raimann.

Si bien Junaeb prepara un plan para combatir la desnutrición y entender el aumento de la cifra de desnutridos en varias zonas del país, señalan que sigue estando controlada.

“Los número de Huechuraba están por sobre la media nacional, el cual es del 2%. Una comuna que esté sobre el 5% de desnutrición es preocupante. Es por ello que debemos focalizarnos en llegar al fondo de la situación”, dijo Javier Tohá director nacional de Junaeb.

“Prefiero morir de hambre, pero mis hijos no”

Natalia Chávez y su pareja viven con sus cuatro hijos y están desempleados. Esta familia que subsiste con el Ingreso Familiar de Emergencia. Asimismo la alimentación es lo que más preocupa.

“He bajado casi 15 kilos. Sin mentirte, prefiero morir de hambre, pero mis hijos no. Ellos han adelgazado demasiado. Siento impotencia porque no puedo salir, no puedo tener plata”, expresó Natalia.

Estas dos familias deben ir a comer en las ollas comunes especialmente para que sus hijos puedan comer algo.

“Las familias se van por lo más barato, como arroz con vienesas, plato que no tiene ningún aporte calórico para el niño. O puede ser papas con puré y un huevo frito. Ni hablar de carne. No es porque la gente no quiera comprar, es porque no pueden”, precisó Joana Herrera, una de las organizadoras de la olla común de la población La Pincoya de Huechuraba.

La municipalidad hace pero no es suficiente

La municipalidad de Huechuraba dice estar trabajando cubriendo las necesidades básicas de las familias. De igual manera afirman que han entregado más de 57 mil cajas de alimentos y 110 mil almuerzos a domicilio.

“Conocido el estudio de Junaeb y analizados los datos, reforzamos nuestro compromiso por seguir distribuyendo la ayuda necesaria a aquellas familias que más lo necesitan”, concluyeron desde el ayuntamiento.

Imagen de: meganoticias.cl