Quedan dos semanas para la celebración de la Navidad. Tal vez, una de las pocas alegrías que muchas personas tendrán este año, el que ha estado marcado por la pandemia del Coronavirus.

Por eso, junto al trasfondo religioso que recuerda el nacimiento de Jesús, esta fecha es ideal para reforzar la unión familiar y la paz. Dirigentes de la Junta de Vecinos de la Villa Coopreval se inscribieron en el municipio para recibir los presentes que la corporación edilicia entregaría a las comunidades.

Asimismo, los más felices con esta celebración son los niños, quienes reciben regalos de sus familiares, vecinos y amigos. Y como se anotaron al inicio del proceso, los vecinos de este tradicional sector de Quillota recibieron hace un par de días los regalos que más tarde repartirían a los niños y niñas del lugar, pero lamentablemente estos planes se verían truncados por la delincuencia.

Triste navidad sin regalitos de acuerdo a lo ofrecido por Maximiliano Ojeda Fuentes, Secretario de la Junta de Vecinos de la Villa Coorpreval, ellos arriendan parte de la sede vecinal a una empresa constructora que realiza faenas en las cercanías. Fue la administradora de esta empresa quien, al llegar a la oficina a este miércoles, se percató que la protección de un ventanal había sido desmontada. Lo mismo que una ventana de aluminio, por la que ingresaron los ladrones.

Lamentablemente los sujetos se enfocaron en los regalos de los pequeños, los cuales habían sido entregados hace pocos días por la Municipalidad de Quillota. De esta manera, se llevaron una pequeña parte de éstos. Pero que de todas formas, dejaron a una veintena de niños y niñas sin regalo para esta Navidad, en un año tan complejo donde muchos de ellos han tenido que sufrir las consecuencias del encierro.

El dirigente vecinal expresó además que esta no es la primera vez que los delincuentes hacen ingreso a la sede social de su barrio. Aunque aclaró que no es una constante. Sin embargo, denunció algunos puntos de la villa donde frecuentemente se juntan personas a beber y a provocar escándalo.

“Siempre se reúnen en la plazuela ubicada en el pasaje Los Almendros, cerca del local comercial El Lolo, y en la calle El Cobre con Los Copihues, donde se ubica la multicancha que da paso al sector de La Tetera. Esos son dos lugares que nos tienen preocupados, porque se ponen un poco peligrosos”, dijo el secretario de la Junta de Vecinos.

Solución de la problemática

Oscar Calderón Sánchez, Director de Desarrollo Comunitario de la Municipalidad de Quillota, condenó este hecho delictual.

“En toda la comuna se van a repartir más de nueve mil juguetes y en la Coopreval entregamos 101 regalos, a propósito del diagnóstico que hicieron los dirigentes. Hoy nos enteramos que un grupo de ladrones se llevó una parte de éstos, es algo que levanta sospechas porque no se llevaron nada más que juguetes. Es muy extraño, pero no por eso deja de ser condenable”, afirmó calderón.

De igual manera, Calderón agregó que la Municipalidad se hará cargo de que los pequeños no se queden sin su obsequio este 25 de diciembre.

“Estos eran juguetes que el municipio entrega a través de los dirigentes, que han estado arduamente trabajando en esto. Favorablemente vamos a reponerlos después de revisar la constancia que dejaron los vecinos en Carabineros”, puntualizó el Calderón.

Imagen de: web.oservador.cl