El alcalde Jorge Sharp se refirió al juicio de cuentas que iniciará la Contraloría por presunta malversación de caudales públicos en la Corporación Municipal de Valparaíso (Cormuval).

De acuerdo a las investigaciones se expone el presunto mal uso de 931 millones de pesos, de la Subvención Escolar Preferencial (SEP), y que fueron destinadas a la compra de distintos elementos para dos liceos de la comuna. Se trata de los liceos Técnico de Valparaíso y María Luisa Bombal, donde la Contraloría también descubrió que estudiantes de ambos centros educacionales fueron utilizados para trabajar como garzones y cocineros.

Ante esto, el alcalde Jorge Sharp se dedicó a desmenuzar el informe de Contraloría para entregar explicaciones. Durante gran parte del registro, el jefe comunal afirmó que el caso corresponde a malas prácticas perpetradas por administraciones anteriores, añadiendo que cuando se destapó la denuncia a fines de 2018, su equipo se encargó de entregar los antecedentes a Contraloría y la Defensoría de la Niñez.

Para remediarlo, el alcalde aseguró que solicitarán una reunión con el contralor Jorge Bermúdez y la defensora de la Niñez, Patricia Muñoz, para ponerse q disposición, entregar antecedentes y solicitar su colaboración para abordar los temas del informe.